Todo el mundo tiene un propósito en la vida, un don único o talento especial para ayudar a los demás.
Y cuando combinamos este talento único con el servicio a los demás experimentamos el éxtasis de nuestro espíritu, que es la meta última de todas las metas “.

 

La séptima ley espiritual del éxito  es la ley del dharma”. Como ya vimos en la tercera ley, “es una palabra en lengua que significa” propósito en la vida ” . Es decir, que hemos venido a este mundo con una tarea. muy concreta a cumplir “.


Deepak Chopra nos desglosa la ley del dharma en 
tres componentes :

  1. Cada uno de nosotros estamos aquí para  descubrir el YO Soy.
  2. Cada uno de nosotros debe llegar a  identificar su talento único . Ese talento tan único en su expresión que no existe otro ser sobre el mundo que tenga ese talento o que lo exprese de esa manera.
  3. Cada uno de nosotros debe, una vez que se haya encontrado el talento personal, busque la manera de  ponerlo al servicio de la humanidad . Es en este momento cuando tenemos acceso a la abundancia ilimitada.

Una vez más, como al final de la sexta ley, se recomienda  revisar el diálogo interno  y cambiar las preguntas cuentos como ¿qué gano yo con esto? que nacen del ego, por preguntas del tipo ¿cómo puedo ayudar? El cambio de diálogo interno, junto a la meditación, nos ayuda a cambiar el enfoque.

 

Yo,  ya estoy en el descubrimiento de mi talento único , dar el mensaje de Sanación Cuántica, me costó años encontrarlo, primero me dieron las herramientas para hacerlo, luego me condicionaron la sociedad y la familia, pero el objetivo era claro, ir en contra del Sistema.

¿Y tu cuál es tu misión?


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *